¿Qué es el lipedema?

El lipedema es una enfermedad progresiva que afecta mayoritariamente a mujeres y que se caracteriza por un acúmulo de grasa patológica predominantemente en miembros inferiores.
En estadios más avanzados puede afectar también a miembros superiores ( brazos).

Estas células de grasa enfermas ( adipocitos) van cumulando agua y grasa aumentando de tamaño paulatinamente; en una primera fase las manifestaciones clínicas se limitan a desproporción entre miembros inferiores y resto del cuerpo , poco a poco con el crecimiento de dichas células y el aumento de presión en los tejidos van apareciendo los síntomas , de los cuales hablaremos más adelante. En estadios avanzados puede llegar a afectarse el sistema linfático por compresión crenado un lipo-linfedema.

Como se afirma en todos los estudios el gran problema del lipedema es que no responde a los tratamientos dietéticos ni al ejercicio. 

Las células grasas lipedematosas actúan como una hucha donde se puede introducir grasa pero no sacarla.   

Su causa es desconocida aunque se sabe que hay un marcado componente hereditario y hormonal. En la mayoría de los casos se desarrolla gradualmente desde la pubertad , aunque puede desarrollarse o empeorar tras la menopausia o el embrazo .

El desarrollo del lipedema, una vez que aparece , es muy variable,  tanto en cuanto a extensión, como a rapidez en el incremento de volumen en las zonas afectadas. 

Una mala alimentación o la toma de anticonceptivos podrían ser causantes de un más rápido desarrollo.

Tipos de lipedema ( distribución de la grasa):

El lipedema se puede distribuir de varias formas en su inicio :

  • TIPO 1: Afectación de caderas, nalgas y pelvis
  • TIPO 2: Afectación desde caderas hasta rodillas
  • TIPO 3: Afectación de caderas hasta tobillos ( el pie no se ve afectado )
  • TIPO 4: Afectación solo brazos ( es poco frecuente , suele transformarse rápidamente en un tipo 3 o 5)
  • TIPO 4: afectación solo en pantorrillas ( es poco frecuente , suele transformarse en tipo 3 o 5)
  • TIPO 5: Afectación de caderas a tobillos y brazos ( suele ser la evolución del tipo 3 al aumentar de peso y evolucionar la enfermedad)

Por último , y como tipo mas avanzado y con mayor afectación, puede aparecer el lipo-linfedema, en el cual se  asocion lipedema ( acumulo de adipocitos) con linfedema ( acumulo de líquido linfático ) . En ese estadio se ven afectados los pies por debajo de los tobillos , con hinchazón de liquido a los lados y por debajo de los tobillos. 

Grados de lipedema ( volumen del tejido graso)

El lipedema también puede ser clasificado en tres etapas clínicas según la severidsd y grado de afectación de la piel y extremidades:

  • Grado 1 : la superficie de la piel es normal y el tejido adiposo tiene unas consistencia blanda pero pueden palparse pequeños nódulos.
  • Grado 2: la superficie de la piel es irregular y dura debido al incremento de la estructura nodular.
  • Grado 3: la superficie de la piel está deformada por el tejido adiposo especialmente en las caderas y tobillos y se palpan nódulos que varian en tamaño.
  • Grado 4 ( lipo-linfedema) la afectación de los conductos y ganglios linfáticos es ya muy importante. La enfermedad ya afecta a los pies. 

Síntomas del lipedema:

  1. Bilateralidad . Afecta a las dos extremidades , aunque siempre suele haber una ligeramente más afectada que la otra.
  2. Dolor y aumento de la sensiblidad. Suele ser doloroso ala palpación profunda y molesto al tacto superficial ( aunque en estadios iniciales puede no causar dolo sino una  sensación de piernas cargadas y molestias).  Es muy frecuente que dicho dolor y/o molestias se incrementen con el calor ( verano ) o con la menstruación.
    Se desconoce actualmente la causa del dolor .
  3. Desproporción. Clara desproporción entre  la mitad inferior y suprior del cuerpo. Habitualmente el lipedema empieza en piernas , es muy raras ocasiones se observa lipedema en brazos sin que previamente haya en piernas. 
  4. Almohadilla del lipedema. Aumento de grasa en la parte interna y posterior de la rodilla ( se observa  a partir del tipo 2). 
  5. Signo de copa ( signo de Cuff). Cuando el lipedema afecta a la mitad inferior de las piernas, , el acúmulo de grasa termina abruptamente por encima del tobillo formando una especie de borde de copa. 
  6. Signo de compresión infracondilea interna. Si se pellizca la zona infracondilea interna , el pellizco es doloroso si hay lipedema.
  7. Celulitis suprarotuliana. Siempre que se observe una celulitis intensa por encima de la rodilla y en los muslos, celulitis que se ve sin necesidad de presionar con los dedos, se debe sospechar y descartar un lipedema. 
  8. Fragilidad capilar. Por encima de un tipo 2 , es muy raro no encontrar varices o arañas vasculares. Dicha fragilidad és la causante de que se produzcan hematomas con facilidad. 
  9. Ausencia de fóvea. Se denomina fóvea a  la depresión que deja la presión del dedo sobre la piel, cuando la piel y el tejido graso subyacente está infiltrado por líquidos, produciendo edema. La aparición de fóvea ocurre en aquellas patologías que conllevan retención de líquido importante.
    Dado que el lipedema es un acumulación de grasa con aumento del número y volumen de adipocitos, la retención de líquidos no será tan importante como para producir fóvea. 
  10. Otros síntomas. Podría aparecer en algunos casos hipermobilidad articular, pérdida de elasticidad y temperatura en zonas afectadas, fatiga, pérdida progresiva de movilidad y dificultad para broncearse de rodilla a tobillo. 

DIAGNÓSTICO DIFERENCIAL:

El diagnóstico es fundamentalmente clínico basado en la exploración , síntomas ,antecedentes familiares y historia de cada paciente. En el caso de realizarse una intervención quirúrgica es imprescindible realizar una ECO- doppler  para descartar la presencia de varices de relevancia. En caso de estar presentes deberán ser tratadas por un cirujano vascular antes de la intervención de liposucción. En algunos casos muy avanzados también se puede requerir una linfografia para descartar afectación de ganglios y vasos linfáticos. 

TRATAMIENTOS ACTUALES DEL LIPEDEMA:

1.  Tratamiento nutricional 

Como ya hemos comentado anteriormente el lipedema responde poco y mal a la disminución de peso. No obstante se cree que la obesidad y la mala alimentación empeoran los síntomas y hacen que la progresión sea más rápida. Por tanto mantenerse en normopeso y una alimentación saludable y evitando alimentos inflamatorios ( alimentos procesados, harinas y azucares refinados, aceites vegetales, etc )  nos puede favorecer a mantener a raya el progreso de la enfermedad. 

2. Tratamiento fisioterápico y deporte

Drenaje linfático manual o mecánico ( Godoy) , terapia descongestiva y / o compresiva ( vendajes multicapa o medias compresoras de tejido plano y/ o circular) , són los más habituales. Ayudan a descongestionar el tejido y a aliviar el dolor , pero en ningún caso son métodos curativos del lipedema. 

Por otro lado el deporte , se aconseja deportes de baja intensidad ( natación, caminata nórdica, elíptica) para favorecer la movilización de las extremidades , aunque muchas veces suele ser doloroso y eso dificulta la realización , por eso se recomiendo hacerlo siempre con medias compresivas, excepto en el agua). El deporte en ningún caso es un método curativo del lipedema. 

3.Tratamiento Quirúrgico.

Actualmente el tratamiento quirúrgico és el único que ofrece una garantía a largo plazo y una marcada mejoría tanto en sintomatología como en aspecto estético del lipedema. 

Hay que tener en cuenta que una liposucción con técnicas convenciones es totalmente desaconsejable ya que puede tener afectación de las estructuras anatómicas importantes, ya sea sistema linfático , vasos sanguíneos o tejido conectivo que mantiene la sujeción y firmeza de dichas estructuras. Por eso actualmente existen técnicas específicas  para el tratamiento del lipedema  como la liposucción asistida de pulverización de agua ( WALL) o  técnica asistida por potencia ( PAL)  las cuales permiten eliminar las células grasas sin destruir las estructuras del tejido conjuntivo, los vasos sanguíneos, los vasos linfáticos y los nervios circundantes. Del mismo modo hay que acudir a cirujanos especializados en lipedema para que nos orienten y valoren cada caso particular. 

Aunque la cirugía nos ofrece , un reset, a la enfermedad , hay que mantener de por vida una vida sana, una buena alimentación , estado de peso adecuado, ejercicio regular y compresión para que los resultados de dicha intervención perduren y se mantengan a lo largo de los años. 

 

Estamos trabajando en ésta página web.
Si quieres colaborar, o piensas que hay que rectificar alguna información, por favor, ponte en contacto con nosotras,

Para mas información por favor, escribenos a nuestro correo electrónico o llámanos!